viernes, 7 de febrero de 2014

Lo que llevamos en nuestras manos es temporal. Lo que llevamos en nuestro corazón es para siempre.