lunes, 21 de marzo de 2016

Nunca pierdas la fe. Los mejores comienzos vienen después de los peores finales.